Se arma la del Troya, en cárcel la victoria unos 7 heridos entre ellos 2 policías.




Néstor Medrano

Santo Domingo.Al menos siete heridos de armas de fuego, entre ellos cinco reos y dos policías, dejó como saldo un motín en la Cárcel de La Victoria, cuando un grupo de presos se opuso al traslado hacia una prisión de mayor seguridad, de 11 de sus compañeros de celda al nuevo modelo penitenciario.

La información fue confirmada pasadas las ocho de la noche por el director de Prisiones, general Tomás Holguín La Paz, quien dijo además que todo estaba bajo control, luego de una tensa situación que generó pánico en los alrededores del penal por los disparos que se escuchaban, el contingente policiaco y las ambulancias que entraban y salían.
Los dos policías recibieron golpes, contusiones y heridas punzocortantes.
A las ocho cuarenta y cinco de la noche salía el contingente de Operaciones Especiales y los SWAT, que habían generado una sensación de que algo grave ocurría, incluso se hablaba de situaciones de secuestro de agentes policiales por parte de los reos enardecidos.
Tessie Sánchez, encargada de comunicaciones de la Procuraduría General de la República había dicho en su cuenta de twitter que hasta las siete de la noche había cinco heridos de perdigones, ninguno de gravedad.
En el Hospital Ney Arias Lora, el médico Carlos Manuel Mieses informó que estaban ingresados tres heridos, Freddy Michel, Martín Pérez y Roberto Gómez; los dos primeros en condiciones delicadas, eran intervenidos quirúrgicamente por heridas torácico abdominal provocadas por proyectil, y el tercero recibía atenciones en el área de emergencia con diversos perdigonazos en varias partes del cuerpo.
Los tres policías fueron trasladados al hospital de la institución a la que pertenecen.
A las siete de la noche Tessie Sánchez informaba en su cuenta @tessiesanchez que “actualización de información en La Victoria, 5 heridos de perdigones, ninguno de gravedad”.
Más temprano, informó a través de su cuenta en Twitter que la situación de la Penitenciaría Nacional de La Victoria estaba controlada, luego de que se reportara un motín.
Entonces había asegurado que los disparos al aire se hicieron de manera preventiva, según le informara el director de Prisiones.

MOMENTOS DE TENSIÓN Y MIEDO

A todo esto la tranquilidad del sector que rodea la prisión fue fragmentada y el terror se apoderó de la atmósfera con los zumbidos de los disparos que provenían del recinto penitenciario, que según cifras dadas por la Procuraduría General de la República en el 2014 tenía una superpoblación de 8 mil privados de la libertad. 


La atmósfera se vio recargada cuando a las cuatro treinta de la tarde salieron del penal cinco ambulancias, y a las siete de la noche llegó cortando el viento un contingente de Operaciones Especiales y del equipo SWAT. A esto se sumaron la angustia e incertidumbre de familiares de presos.