Todavía quedan indios, presa, una mujer que se hace llamar “la profetiza esposa de Dios” abusaba de jóvenes.


SANTO DOMINGO.- El Tribunal de Atención Permanente de la provincia Santo Domingo impuso tres meses de prisión preventiva a una mujer acusada de someter jóvenes a trabajos forzosos en un comercio de su  propiedad en el sector Villa Aura en Herrera, municipio de Santo Domingo  Oeste.
Se trata de Mayra Jacqueline Peña Rosa, quien se hacía llamar “la profetiza esposa de dios” y  acogía adolescentes en su casa para supuestamente evangelizarlos, pero supuestamente les obligaba a sostener relaciones sexuales entre ellos y delante de ella.
Una nota enviada a ALMOMENTO.NET por la Fiscalía, indica que la mujer deberá cumplir la medida en el centro correccional Najayo.
“El Ministerio Público inició la investigación del caso tras recibir la denuncia de los padres de una de las menores de edad que acogía en su residencia”, indica.
Sostiene que según testimonio de los padres, la mujer tocaba a la mejor en sus partes íntimas, la obliga a la bañarla y a sostener relaciones sexuales con un hombre que vivía en el lugar, bajo la idea de que era una revelación divina y el método para la joven expiar sus pecados.

Otros jóvenes habrían informado que eran sometidos a estrictas jornadas de trabajo en la vivienda y en un comercio de Peña y que cuando se resistían los hacia dormir en el patio o en el negocio, como castigo a la desobediencia de sus “revelaciones”.(al momento)