Dejan en función, nuevo recinto carcelario para oficiales militares, activos y en retirados, con capacidad para 61 reos.

Ponen en funcionamiento cárcel para militares activos y retirados  en el “Polvorín”

Santo Domingo. Los militares activos y en retiro involucrados en algún tipo de conflicto con la ley, guardarán prisión en un Centro de Corrección y Rehabilitación que fue habilitado por la Procuraduría General de la República y la Comandancia General del Ejército.

El centro, que tiene capacidad para albergar a 61 militares, está ubicado en el Campamento Militar coronel Ángel Remigio Tavárez Gutiérrez, también denominado “Polvorín”, del sector de Villa Mella, en Santo Domingo Norte, y será administrado por personal administrativo y de seguridad del Modelo de Gestión Penitenciaria.
El primer sustituto del procurador general de la República, Rodolfo Espiñeira, y el comandante general del Ejército de la República Dominicana, mayor general José Matos De La Cruz, encabezaron el acto de inauguración de las nuevas instalaciones, junto al coordinador nacional del Modelo de Gestión Penitenciaria, Ysmael Paniagua, y del inspector de la entidad castrense, general Pedro Pablo Hurtado Cabrera. El centro,  que es el número 21 que se instala en el país dentro de ese sistema.
 “Con esta iniciativa se cumple con las leyes y la Constitución dominicana, garantizando la seguridad y dignidad de los miembros del Ejército y sus familiares”, enfatizó Espiñeira, quien agradeció a la Comandancia del Ejército el aporte que hacen al Modelo de Gestión Penitenciaria que implementa la Procuraduría General de la República a nivel nacional.
Mientras que el mayor general Matos De La Cruz manifestó su satisfacción por la rápida acogida y el apoyo que ofreció la Procuraduría a la propuesta de la instalación del nuevo centro que, dijo, busca mejorar la calidad de vida del soldado y sus familiares.
“Este centro operará bajo la sombrilla del Nuevo Modelo de Gestión Penitenciaria de la Procuraduría, que otorga dignidad al ser humano”. De igual forma agradeció la dedicación del director de ingeniería del Ejército, general Luis Coronado Abreu, para levantar las instalaciones.
El centro está ubicado en  un terreno de 14,000 metros cuadrados y  cuenta con tres alojamientos para dormitorios dotados de 19 camarotes triples, tres camas sencillas y otras dos en áreas conyugales. Además posee espacios para alojamientos de los Agentes de Vigilancia y Tratamiento Penitencia (VTPs), quienes son entrenados por la Procuraduría para la seguridad de esos centros.
El recinto también incluye áreas para visita y de requisa, cocina, comedor, salón multiuso, oficinas administrativas, servicio médico con disponibilidad de unos 23 profesionales de esa rama y  parqueo, entre otras facilidades.(listin diario)