Desde hace un tiempo para acá, varios agentes han sido agredidos por haitianos que entran de manera ilegal al país.

Varios agentes han sido agredidos por haitianos

Por Santiago Benjamín De la Cruz.

No es la primera vez que haitianos agreden agentes del cuerpo del orden que realizan sus servicios en la frontera. No obstante,  las agresiones anteriores no les han producido la muerte a los afectados como el reciente caso del capitán Nelson Belliard.
El 12 de agosto de  2015, un grupo de haitianos la emprendieron a pedradas  y disparos contra un segundo teniente de la Policía perteneciente al cuartel de Pedernales, a quien despojaron de la cartera, su celular y dinero en efectivo.
Este pasado viernes un grupo de haitianos que ingresó de manera ilegal por la frontera al país mató a un oficial del Ejército de República Dominicana e hirió a otro mientras realizaban labores de patrulla, en el lugar conocido como Los Rieles del municipio Manzanillo.
En agosto del año pasado los haitianos que llegaban voluntariamente y se ubicaban en terrenos de su país,  lanzaban piedras también disparaban desde su territorio, situación que hacía que se dispersaran todos los que estuvieran cerca de la zona.
También irrumpieron a pedradas contra miembros del Ministerio de Medio Ambiente, adscrito al SENPA y técnicos.
A finales de junio de este año, en Dajabón, una turba de haitianos hirió de gravedad a un capitán y a un sargento del Ejército de la República Dominicana, quienes formaban parte de una patrulla en esta comunidad.
Los agentes identificados como el capitán Berto Ramírez Tejeda y el sargento Santos A. Peña, quienes se encontraban ofreciendo servicios de patrulla en las proximidades del puesto de chequeo en Palo Blanco de Dajabón, resultaron con heridas de gravedad en la cabeza y brazos, por lo que fueron trasladados al hospital público de la provincia, para posteriormente ser transferidos al Hospital Central de Las Fuerzas Armadas.
Según los informes las autoridades del lugar han activado los puestos de chequeo y las patrullas para dar con el paradero de los agresores.
El caso más reciente ocurrió el viernes cuando un grupo de haitianos que ingresó de manera ilegal por la frontera al país mató al oficial del Ejército de República Dominicana Nelson Belliard, e hirió a otro mientras realizaban labores de patrulla, en el lugar conocido como Los Rieles del municipio Manzanillo.
La víctima presenta múltiples heridas de arma blanca en el tórax posterior, según diagnóstico ofrecido por la médico legista, Rosibel Grullón.
Los oficiales militares fueron agredidos en momentos en que la patrulla de la cual formaban parte detuvo a los haitianos ilegales, quienes desoyeron la orden y respondieron de manera violenta, despojándolos de un fusil de la institución militar y otras pertenencias.
En cuanto al capitán Belliard Felipe, fue llevado moribundo a una clínica de Monte Cristi, donde antes de fallecer dijo que tanto él como su compañero fueron atacados por haitianos que estaban escondidos en el monte y los sorprendieron por la espalda propinándoles varias puñaladas.
Su cadáver fue depositado en la morgue del centro de salud para ser entregado a sus familiares.
Uno de los apresados se encontraba cerca de donde ocurrió el incidente.  Las autoridades informaron que el arrrestado, quien estaba escondido en las malezas que bordean la comunidad Copey, está siendo investigado.

Los haitianos fueron apresados por miembros del Cuerpo Especializado de Seguridad Fronteriza y Transporte (Cesfront) y entregados al ministerio público de Monte Cristi. El ministro de Defensa, teniente general Rubén Darío Paulino Sem, dijo ayer que con relación a la muerte del capitán hay seis haitianos investigados.