Las águilas, con su pase directo a la gran final, en la gran noche de la guagua miguel tejada, y tenia que ser en el valle de la muerte.

Resultado de imagen para AGUILAS A LA FINAL

Las Águilas Cibaeñas se apoyaron en Danny Santana que remolcó dos y José Ureña que se lució en el montículo para blanquear anoche 6-0 a los Tigres del Licey y de esta manera obtener su pase a la serie final del torneo dominicano. 

El estadio Cibao se vistió de gala para albergar el último partido entre los grandes rivales del béisbol criollo durante esta serie semifinal, en la cual todas las graderías desde el oeste hacia el este estaban llenas, y presenciaron cómo en tierra cibaeña, los amarillos clasificaron a su serie final número 38. 

Con pañuelos amarillos, pancartas alusivas a la victoria y banderas, la fanaticada aguilucha celebró la clasificación de la tropa dirigida por Manny Acta, que aseguró la ventaja de la casa tras avanzar a la última etapa con récord de 11-2. 

Pero el momento más emotivo se vivió en la octava entrada cuando a las 10:57, el veterano Miguel Tejada se despidió con su último turno en el parque de Santiago contra sus rivales Tigres del Licey. La multitud vociferó su nombre, lo aplaudió y captó el instante en sus cámaras. Con 2-2, el pelotero de la patria conectó un sencillo al jardín central y luego fue cargado en los hombros de sus compañeros en la primera base. 

“Cuando el dirigente me dijo que iba a batear me sorprendí, me empecé a preparar para enfrentar al otro equipo y gracias a Dios salió el resultado. No tengo como agradecerle a la fanaticada de las Águilas, en los momentos más difíciles estuvieron conmigo”, manifestó Tejada a la cadena televisiva de las Águilas. 

En el llamado “valle de la muerte”, el abridor José Ureña (3-0) brindó un recital en el montículo dominando a los azules en cinco entradas en blanco y Juan Carlos Pérez, quien bateó de 4-3 junto a Santana y Zoilo Almonte, quien disparó un jonrón, se encargaron de hacerle la fiesta a los cibaeños que no estaban en una final desde 2012-13 cuando perdieron ante el Escogido de la mano de Audo Vicente. 

La tropa cibaeña fabricó dos vueltas en el tercero ante los envíos del abridor Yohan Flande (1-1). En el sexto episodio, los amarillos agregaron dos más gracias a un imparable remolcador de Santana. 

Almonte amplió la pizarra tras dar un bambinazo en el octavo con uno a bordo.